24 julio 2017

Las mujeres también juegan rugby



La práctica del rugby en el país continúa en crecimiento y como prueba de aquella situación es la creación de las divisiones femeninas en los clubes bolivianos. La incursión de las mujeres en un deporte que se caracteriza por su juego brusco y fuerte va en aumento. En la actualidad, suman ocho los clubes que cuentan con sus divisiones femeninas y que asisten a competencias nacionales.

En este sentido, hay varios objetivos pero el más importante e inmediato es conformar la preselección femenina para que inicie su preparación de cara a los XI Juegos Suramericanos que se realizarán en Cochabamba, en mayo próximo.

El impulso para el rugby femenino se dio con el club Jenecherú, de Santa Cruz, el mismo empezó con su primera práctica en julio de 2009 y son consideradas las pioneras del deporte en Bolivia. La práctica inició en el patio de una casa, con poco material y con unas cuantas chicas que tenían interés, la evolución se fue dando y la intención de masificar el deporte ayudó en gran medida. En 2010 se protagonizaron los primeros partidos contra equipos chilenos, un año más tarde, la división femenina participó de torneos que se organizaron en el norte de Argentina.

Luego de ese primer periodo, otros clubes también comenzaron a crecer en sus divisiones femeninas, la cantidad de equipos aumentó y desde 2012, cuando se tenían más equipos en el país, entre las capitanas y las jugadoras empezaron a compartir experiencias.

En Cochabamba, Universitario Rugby Club fue el primer equipo en extenderse a un plantel femenino. Según la capitana, Daniela Salinas, el 13 de noviembre de 2013 comenzaron a practicar rugby, en el parque Salomon Klein. Fueron dos chicas quienes iniciaron con la categoría, Salinas contó que recibió una invitación pero al final quedó sola, por lo que convocó a otras chicas a que se sumen a las prácticas.

“Lo más difícil es que acepten que las mujeres jugamos rugby, a veces por la torpeza y la fuerza piensan que no podemos hacerlo. En el club había poco apoyo y en dos o tres oportunidades quisieron cerrar la división pero, al final, ahora tenemos el apoyo que requerimos”, señaló.

Tunari Rugby Club, que tiene una reciente incursión, también cuenta con su equipo femenino, aunque éste es de data más reciente.

La capitana del equipo, Matilde Vásquez, comentó que el plantel empezó a trabajar hace seis meses, sin embargo, recién desde hace un mes se cuenta con un entrenador especializado para la división.

Las chicas de Tunari señalaron que se tienen varios objetivos, pero el más cercano es tener presencia en el club y a nivel nacional.

El camino que recorrieron las chicas de las divisiones femeninas demuestra que la pasión por el deporte es grande, la fortaleza en el campo refleja la capacidad que ellas tienen y a su vez deja en claro que las mujeres también juegan rugby.



8 clubes cuentan con su división femenina en el país. A la fecha, se realizaron dos torneos, el primer encuentro de rugby femenino se realizó en Cochabamba y contó con la participación de la totalidad de equipos femeninos. El segundo torneo oficial se realizó en Santa Cruz.



RUGBY PRO, UNA INICIATIVA DE URC

El programa de masificación de rugby que encara Universitario Rugby Club (URC) avanza con buenos resultados. Uno de los principales desafíos que tienen todos los clubes es la formación de nuevos valores, con especial énfasis en las divisiones juveniles.

URC impulsa desde principios de año, la preparación y captación de nuevos valores a través de algunos colegios. Según se informó, de momento, los jóvenes de los dos últimos niveles de secundaria son convocados para conocer más acerca del rugby.

El pasado mes de junio, como prueba del avance que se registra en el programa de masificación se cumplió con el primer intercolegial, el que mostró que se pueden encontrar nuevos valores para la categoría juvenil.



TUNARI Y SUS RETOS

La capitana de Tunari Rugby Club, Matilde Vásquez, señaló que hay varios retos que vencer. Durante los primeros seis meses de trabajo, el club cochabambino que recién incursionó en competencias nacionales apunta a la existencia de varios desafíos.

“No hay entrenadores oficiales, no hay equipamiento, a partir del primer encuentro, se demostró que las chicas juegan rugby. Ahora tenemos como entrenador a Daniel Escalante y ya se ve la diferencia”, señaló.

Vásquez indicó que se tiene previsto invitar a más chicas para que sean parte del equipo, pero que también se requiere de presupuesto para la división. La capitana contó que para asistir a la Copa de Fuego que se realizó el pasado fin de semana en Santa Cruz, se realizó una función de cine para recaudar fondos. Asimismo, comentó que se vendieron otras cosas que ayudaron a conseguir dinero para llegar al torneo nacional, en donde obtuvieron su primera victoria.

“Una de nuestras primeras satisfacciones es que, como club, pudimos consolidar el equipo y tener la primera victoria. El rugby y su técnica forman parte de una destreza que se va adquiriendo poco a poco. Cada jugadora debe desarrollar el contacto, al caer”, aseguró.

Vásquez comentó que, con las dos incursiones que se cumplieron, “se ha demostrado que hay un equipo cochabambino que se está formando con todos los requisitos necesarios”.

Palomeque destaca en nacional de tiro depotivo

El representativo de La Paz en tiro deportivo se impuso en el torneo nacional que se disputó el fin de semana en Cochabamba, donde se destacó el paceño Alfonso Palomeque al lograr cinco medallas de oro, tres por equipos y dos individuales.

En el medallero general, La Paz alcanzó seis de oro y cinco de plata, en tanto que Santa Cruz sumó seis doradas, tres de plata y cinco de bronce, en la competencia que se cumplió en el polígono del Country Club Cochabamba.

La competencia se desarrolló en siete modalidades, pistola match, revólver 38 especial, 357 Magnum, 44 Magnum, rifle palanquero, pistola match mayor y pistola calibre mayor.

En pistola calibre mayor, Palomeque se impuso con 78 puntos, escoltado por los cruceños Fernando Menacho, con 74 y Aldo Ruiz, con 68. El tirador paceño ganó también en pistola match con 177 puntos, seguido por su coterráneo Gabriel García con 173 y el chuquisaqueño Vicente Hernainz, con 144 unidades.

Las preseas de oro por equipos fueron ganadas en las modalidades de revolver 38 especial, pistola match y pistola grueso calibre.

Gabriel García, por su parte, fue vencedor en pistola match mayor con 160 enteros, seguido por el también paceño Javier Capriles, con 153 y el cochabambino Mauricio Tórrez, con 125.

En revólver 38 especial, Capriles triunfó al totalizar 93 unidades, en tanto que el chuquisaqueño Galo Rodríguez fue segundo (77) y el cruceño Fernando Meñacho se ubicó tercero (73).

Natación: Bolivia destaca en clasificatorias pero no alcanza



Los primeros bolivianos en saltar a la piscina central del Mundial de Natación en Budapest tuvieron buenos resultados, aunque a ninguno le alcanzó para meterse entre los 16 mejores. Bolivia figuró en los primeros lugares en sus dos series.

José Alberto Quintanilla fue cuarto en la cuarta serie clasificatoria de los 50 metros mariposa, al parar el crono en 25 segundos y 35 centésimas, a 2’’43 del mejor clasificado de la prueba, el ucraniano Andrii Govorov, candidato a la medalla de oro en las finales. Con ese registro, el boliviano quedó en el puesto 54 de más de 85 nadadores en todas las clasificatorias.

En tanto, Santiago Cavanagh ganó su serie clasificatoria en los 100 metros pecho. Salió en el octavo carril de la primera serie eliminatoria y resultó primero con un tiempo de 1’04’’58. El boliviano clasificó en el puesto 53 entre 80 nadadores.


Chuquisaca, subcampeón en Nacional de Frontón



Chuquisaca quedó a un paso del título del Campeonato Nacional Open de Raqueta Frontón, en Tarija. El equipo conformado por Pablo Ontiveros, Juan Carlos Villegas y Álvaro Salguero perdió en la final y se colgó la medalla de plata.

La representación departamental también consiguió el tercer lugar de la mano de Luis Miguel Sánchez y Conrrado Moscoso, en un torneo dominado por Santa Cruz y Cochabamba.

Capitalinos suben al podio en Tiro Deportivo



Sucre subió al podio del Campeonato Nacional de Tiro Deportivo, disputado este fin de semana en Cochabamba. La delegación capitalina sumó seis medallas y culminó en el tercer lugar de la clasificación general, por detrás de La Paz y Cochabamba.

Galo Padilla, Vicente Hernaiz y Mauricio Quiñonez, tanto de forma individual como colectiva, fueron los encargados de cosechar las medallas para Sucre.

17 años pasaron desde la inauguración del coliseo Edgar Cojintos


CIFRA

17 años pasaron desde la inauguración del coliseo Edgar Cojintos, construida el año 2000.

El frontis del coliseo Edgar Cojintos puede confundirse con un basural debido a los tubos, mallas y piedras que fueron acomodadas en la puerta del escenario deportivo.

A decir del encargado de infraestructura de la Jefatura Municipal de Deportes, José Luis Ortuño, los escombros son responsabilidad de la empresa municipal de Alumbrado Público, que utilizó ese espacio deportivo como depósito.

Una veintena de tubos, plásticos e incluso los adornos navideños que en diciembre fueron armados en el parque Bolívar se encuentran botados en el Edgar Cojintos, dando una mala imagen al escenario deportivo.

“Vamos a gestionar para retirar los escombros, dejarlo limpio y que sólo se vea el coliseo y no un montón de escombros”, señaló Ortuño.

Es una imagen nunca antes vista en esta infraestructura, ni siquiera cuando se realizaron los trabajos de refacción en 2009 con motivo de los Juegos Bolivarianos.

Ortuño lamentó la acción asumida por Alumbrado Público y deslindó responsabilidades de la Jefatura Municipal de Deportes, argumentando que estas decisiones “vienen desde arriba”.



ES CAMPEONA PANAMERICANA Maite Alejandro la falta de apoyo, su principal contrincante


FICHA PERSONAL

Nombres: Maite Consuelo

Apellido: Alejandro Vargas

Fecha de nacimiento: 1 de marzo de 2000

Edad: 17 años

Padres: Andrés Alejandro y Miriam Vargas

Hermanas: Ivana, Mayra y Andrea

Ocupación: Estudiante 6º Secundaria (Colegio Santa María

Eufrasia)

Cuando la chuquisaqueña Maite Alejandro se enteró del Campeonato Panamericano en Estados Unidos, no dudó en inscribir su nombre y hacer historia. No fue fácil porque junto con su familia tuvieron que unir fuerzas y combatir con su principal rival, la falta de apoyo, para llegar hasta el país norteamericano. Allí terminó consagrándose campeona de karate kyokushinkai.

El esfuerzo familiar fue enorme. Se invirtió más de 2.000 dólares y parte de ese gasto fue cubierto gracias a una kermesse, organizada e impulsada por la madre de Maite, Miriam Vargas, una semana antes del viaje.

Parece increíble pero es cierto. Es la realidad del deporte boliviano. Algunos atletas recurrieron a campañas en redes sociales, a vaciar sus ahorros o a trabajar sólo para representar al país en el exterior.

“No tengo apoyo de mi asociación, sólo he contado con el apoyo de mi mamá, de mi familia, de mis hermanas y de la sensei Mariela (Zárate)”, comenta Maite, que respondió a este respaldo con una medalla de oro en Nueva York.

En los combates, por la mente de Maite se cruzaron todos los esfuerzos que hizo ella y su familia para llegar a ese evento, lo cual le impulsó para derrotar a todos sus contrincantes.

“Ha sido muy duro, para mí ha sido conocer otro mundo. Todo es distinto, hemos peleado contra todo, el clima era distinto, todo era distinto. Lo único que hicimos fue pensar en el campeonato para Bolivia”, recuerda la deportista chuquisaqueña.

No fue la primera vez que Maite subió al podio en un torneo internacional, porque así, con sacrificio y perseverancia, también se colgó sendas medallas en los Campeonatos Sudamericanos celebrados en Sucre, en 2015, y Sao Paulo (Brasil), el año pasado.

Cuando comenzó a entrenar, nunca se imaginó llegar a esas instancias. A sus siete años, cuando nació su pasión por el karate, lo único que buscaba era compartir entrenamientos con sus hermanas mayores, las principales impulsoras. “Ellas me metieron a entrenar, ellas entrenaban desde niñas”, dice Maite.

NUEVOS RETOS

Ahora Maite apunta a otra cita internacional, el Campeonato Sudamericano en Sao Paulo, previsto para noviembre. Dos meses antes, competirá en un certamen nacional, que formará parte de su preparación de cara a su viaje a Brasil.

“Ya está confirmada mi presencia, porque clasificamos y ya tenemos el pase libre al Sudamericano, sólo nos queda entrenar más duro”, explica.

Además, Maite tiene sueños más grandes, como llegar a un Mundial, siguiendo los pasos de su instructora Mariela Zárate; pero también es consciente de las dificultades por el escaso impulso al deporte. “Apenas tengo 17 años y sé que voy a llegar más lejos, pero siempre se necesita de apoyo económico, que es lo que más requiere un deportista”, concluye.

Maite Alejandro

Karate Kyokushinkai

"Estoy apuntando a un Mundial. Apenas tengo 17 años y sé que voy a llegar más lejos pero siempre se necesita de apoyo económico”.